Dios es tu fortaleza

Hay momentos en que la vida desciende sobre mí como si fuera granizo. A veces parece que antes de que pueda levantarme, algo más me tira al suelo. En un momento en el que te encuentras en una batalla contra el tiempo o la vida misma, ¿a dónde vas para descansar? El rey David dijo en el Salmo 62: 1-2: “Solo en Dios halla descanso mi alma; de Él viene mi salvación.  Solo Él es mi roca y mi salvación; Él es mi protector.  ¡Jamás abre de caer!”. ¿Cómo puedes volver a levantarte con Dios como tu roca y salvación? Deja que Dios te sirva como fortaleza.

Cuando oro por tí, escucho una canción de victoria. Creo en tí porque creo en el poder de las verdades de la Palabra de Dios en tí, cuando pones Sus verdades en acción.

Con cariño de Anita Carman

Una alabanza anclada
Sin Fórmula Para la Generosidad

Related Posts

No results found.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Fill out this field
Fill out this field
Please enter a valid email address.

Menu